Contabilidad en la nube: ¿Quién administra mi información?


Por: Jorge Lopéz Chapa - AMEXIPAC



El cumplimiento de las nuevas normativas del SAT representa actualmente un reto, tanto para los contribuyentes como para los Proveedores Autorizados de Certificación, dada la evolución de la tributación digital en México, y los cambios que de ella se derivan en la Resolución de Modificaciones a la Resolución Miscelánea Fiscal para 2014.
Es importante recordar que para que el SAT otorgue una certificación de PAC, es necesario cumplir con estrictos requisitos en materia de infraestructura tecnológica, mientras se garantiza la integridad, confidencialidad y seguridad en el tratamiento de la información - para la tranquilidad de todos sus usuarios - así como su disponibilidad ante un requerimiento de la autoridad.



La figura del PAC como vehículo para facilitar el cumplimiento fiscal es estratégica para las empresas y contribuyentes en general, ya que a través de sus servicios generan, validan y entregan en tiempo y forma su documentos fiscales a la autoridad hacendaria, y ahora algunos de estos proveedores complementarán su portafolio de productos y servicios con la generación de la contabilidad electrónica de acuerdo a la nueva normativa del SAT publicada en julio del presente año, para lo cual, éstos proveerán las soluciones de tecnología que convierten a formato XML (Extensible Markup Language) la información del catálogo de cuentas, la balanza de comprobación y los datos de las pólizas generadas, para su entrega mensual al SAT a través del Buzón Tributario, cumpliendo lo establecido en dicha normativa. 

Dependiendo del tipo de servicio, algunos PACs también ofrecerán el resguardo de la información contable hasta por un año, conforme a la duración de un ejercicio fiscal completo, o incluso más.

El nivel de sensibilidad de la información contenida en la contabilidad electrónica es crítico, dada su naturaleza, pues refleja a detalle las operaciones, movimientos y finanzas de las personas morales y físicas, por lo que éstos deben considerar seriamente algunas cuestiones fundamentales antes de decidir por cuál medio cumplirán esta obligación, e implementar los cambios necesarios en sus sistemas contables.

A partir de enero 2015, más de 5 millones de contribuyentes tendrán que definir la manera de convertir una gran cantidad de documentos e información contable al formato XML y entregarla electrónicamente al SAT de forma mensual (entre los días 25 y 27 de cada mes, personas morales y físicas respectivamente) y, dado que es de observancia obligatoria, existe el riesgo de que el contribuyente no lo suba a tiempo, que la información no venga agrupada correctamente y que no sea aceptada y reconocida como válida. Sin embargo, si el mismo PAC entrega esta información al SAT, además de garantizar la adecuada generación de los XMLs, obtiene por parte de este último un acuse de recibo, y eso es suficiente para que se considere cumplida la obligación por parte del contribuyente.

Si bien esto último no está estipulado en la ley, en AMEXIPAC lo vemos indispensable y buscamos convertirlo en realidad para crear un beneficio tangible par nuestros clientes.Los PACs que conformamos AMEXIPAC estamos en condiciones de ofrecer servicios altamente confiables, con el respaldo de infraestructura tecnológica y una operación con altos estándares de calidad, que satisfacen incluso los requisitos del mercado bancario para el tratamiento de datos, de tal forma que algunos proveedores de certificación están dispuestos a ser auditados por sus propios clientes, para así comprobar su fiabilidad y generar la confianza necesaria para establecer una relación contractual.

La información contable de su empresa debe ser tratada y administrada para su entrega al SAT por expertos que le garanticen, entre otras cosas, el cumplimiento de las normativas fiscales, pero sobretodo, su tranquilidad.